Las calçotadas y Can Pradell(“el Paller del Paco”)

Barcelona es una ciudad de modas. Ya lo he comentado otras veces, pero es que esta característica de la ciudad me sorprende de una forma tan constante y contundente que a veces me enfurezco de forma frenética e irracional. Sorprende el hecho, más si cabe, teniendo en consideración que es la capital de una región que defiende como pocas su diferenciación y autonomía, y cuya principal herramienta de contención frente a los cambios vertiginosos de esta sociedad depredadora y global es la defensa férrea de su lengua y sus tradiciones.

Sin embargo, las modas se imponen a ritmo frenético y voraz, como es el caso ya comentado de los locales especializados en burguers o en gin&tonics, cuya proliferación en los últimos años se ha vuelto casi ridícula, pero que satisface de forma contundente y mayoritaria a los consumidores de esta “moderna” ciudad.

No quiero decir con esto que repudie o crucifique dichos productos; puesto que los que me conocen saben de mi histórica pasión por esa fantástica bebida refrescante, tradicional y polifacética en combinaciones como es el gin&tonic. Sino más bien que me fascina y  entristece a partes iguales como la maquinaria publicitaria y el marketing global son capaces de conseguir que a todos nos guste lo mismo; cuando curiosamente lo que parece que perseguimos es la diferenciación.

Precisamente este es un blog de excepciones, o intenta serlo. Lo que nos mueve es ser capaces de encontrar lugares diferentes en cuanto a  su propuesta gastronómica, pero también en cuanto a su naturaleza más primaria: “el tema es el concepto” que decía reiteradamente Manuel Manquiña en la divertida “Airbag”, de Juanma Bajo Ulloa.

Y sí, el mundo está globalizado, pero las buenas costumbres deben promoverse y mantenerse  porque son especiales, propias, llevan adheridas una riqueza emocional que no tiene precio y que ni la hamburguesa de kobe más jugosa del mundo podrá jamás igualar.

En Cataluña, las “calçotadas” son a mi entender la tradición gastronómica que con mayor fuerza inquebrantable resiste el impacto de tanta tendencia gastronómica llegada de fuera o de dentro:  que la cocina creativa de autor también tiene su miga….

Es increíble, como cuando llega la temporada de calçots (desde principios de Diciembre hasta finales de Marzo; siendo Febrero y Marzo los meses estrella) todo amante de la gastronomía y habitante de estas tierras se entrega a darse el festín, fin de semana sí, fin de semana también. Ir de “calçotada” es una fiesta social que un día se hace con amigos del trabajo, otro con la familia, otro con el club de amates de los tonners o con los seguidores de las tiritas; o con quién sea; cualquier excusa es buena.

Para el que no lo sepa aún, los calçots son una cebollas dulces,blancas y alargadas que se hacen sobre un fuego de brasa pero con llama, quedando la piel de fuera quemada, pero cocidos, dulces y tiernos por dentro. Fuera modernidades y estupideces, es una comida en la que hay que mancharse los dedos: se comen con las manos y se mojan en salsa de calçot, muy similar al famoso “romesco” pero menos espesa. A continuación de los calçots, el menú típico continúa con carne y butifarras a la brasa junto a los omnipresentes, Dios los bendiga, pan con tomate y all-i-oli.

 Dado que la mayoría no disponemos de un terreno o parcela en el campo donde desarrollar de forma auténtica y casera tal fiesta gastronómica; la búsqueda del sitio más adecuado se hace de forma absolutamente masiva y generalizada; como no.

Podemos encontrar sitios de toda índole, aunque me gustaría destacar los 3 más representativos. Los primeros, queden por favor absolutamente descartados, son aquellos restaurantes “bien puestos” de mantelito fino y servilletas de tela, que aprovechando el tirón comercial de esta famosa y puntual tradición gastronómica se lanzan a servir calçotadas en sus convencionales salones; ofreciendo guantes de plástico a los comensales para que no se manchen las manos al pelar los famosos calçots. Eso no es tradición; el babero sí! Aunque algunos insensatos pasen de él.

El segundo tipo, aunque ciertamente menos despreciable y casposo que el anterior, son las macro masías (Masia Can Borrell p. ej.)donde bajo el mismo espíritu comercial de hacer fortuna, habilitan cualquier estancia para poner grandes mesas y bancos de madera donde poder alojar a los comensales ávidos de calçots. He estado en más de una donde dan de comer a varios cientos de personas en ambos turnos de 13h30 y 15h. La comida regulera, un servicio pésimo, ambiente de comedor de bodas y bautizos y, sobre todo, un ruido ensordecedor. Tiene una la sensación constante de escuchar un inquietante zumbido en el oido: redrum, redrum, redrum….Espeluznante.

 Y ya por fin, están los sitios auténticos, los que se mantienen fieles a la manera de ser de sus dueños, a su caracter, a la tradición y, menos mal, a las características y recursos del espacio hábil. Ahí está Can Pradell, ahí está “el Paco”.

El paco, su mujer, su hijo, todos igual de amables, igual de atentos, igual de personas. Campechanos, divertidos y auténticos. Como el pequeño restaurante rural que regentan, situado en medio del parc natural del montnegre-corredor,  con capacidad para unas 35 personas.  Un emplazamiento fantástico en medio de la montaña para evadirse de los agobios de la ciudad, darse un buen paseo y pegarse un homenaje de calçots sin prisas, ni agobios. Paco no te echa a ninguna hora. Paco te saca las botellas de orujo y limocel-lo, que destila el mismo,  y deja que disfrutes una laaaaarga sobremesa.

Es importante remarcar que todos lo años Paco planta y cultiva sus propios calçots, y puedo asegurar que los del pasado fin de semana estaban tiernísimos (se comían hasta la parte de arriba del calçot) y sabrosos; igual que salsa casera, también acertada en sabor y densidad. Las parrilladas de carne me parecieron correctas en cantidad y calidad: muy buenas las butifarras blancas y negras; rico el pollo a la brasa; que cada día me gusta más; correcto sin más el cordero y, eso sí, duro como un zapato las piezas de churrasco, la única pega que se le puede poner…

Algunos dirán, sin embargo, que el servicio es un poco lento. Yo opino que en según que tipo de comidas la lentitud es  beneficiosa e incluso deseable; puesto que el placer de la comida y la compañía duran más. Que queréis que os diga, a mi una comida con sobremesa que dura hasta las 20h30 de la tarde, como suele suceder en “el Paco”, me parece algo maravilloso.

Y hablando de pagar: las cervezas y refrescos del aperitivo, calçots para todos, 3 fuentes de carne a la brasa, “mongetes tendres amb cansalada”, pan con tomate, vino, postres, cafés y licores por 30€ por persona…Habrá sitios más baratos, siempre los hay, pero más agradables y divertidos para una calçotada en medio de la montaña y cerca de Barcelona yo aún no los he encontrado.

El paller del Paco

Anuncios

Acerca de Sabores & Serendipias bcn

My biggest passion are food,drinks and friends. I love discovering new places to enjoy with delicious food, wines and cocktails ...... of course it is very important for me the quality-price relationship, because I hate people try to cheat me with the bill! .... if nice places are hiding, even better, because I love serendipities!
Esta entrada fue publicada en gastronomía, Opiniones sobre la gastronomía de Barcelona, restaurates. Guarda el enlace permanente.

3 respuestas a Las calçotadas y Can Pradell(“el Paller del Paco”)

  1. Anónimo dijo:

    necesito su telefono para reservar

  2. Carmen Campos dijo:

    El Paller del Paco,me parece un lugar mágico, donde pasar un rato agradable, mientras sabores su sencilla y rica comida. Ya hace unos años que lo descubrimos por casualidad (yo y mi marido,somos boletaires y buscabamos un sitio donde comer algo…).y Voile ……allí estaba Cal Paller. Lo recomiendo. Saludos

¿Qué opinas?

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s